Puro corazón. Jairzinho demostró tener clase y terminó imponiéndose en el Clásico “Biógrafo”, prueba disputada sobre 1,000 metros en la pista de césped del Hipódromo de Monterrico. Luciendo sus nuevos colores, el castaño guapeó en la fría tarde limeña.

Fue la cuadragésima salida para el pupilo del Camilo Traverso que enfrentaría a Empress Icon en un duelo que prometía por el buen momento de ambos. En la realidad fue lo esperado pues los dos se vinieron peleando desde el inicio, sin embargo Jairzinho sacó la clase y pudo sacar ventajas a su favor. El del Doña Licha logró buen placé, delante de Leocadio y Good Shine que no llegaron a más de cuatro cuerpos.

“No salió tan ligero como antes, pero respondió. Es un caballo que siempre viene sobrándose, ahora fue diferente porque lo tuve que acompañar en todo momento. Ya en los finales, el caballo sacó la clase y pudo ganarlos”, manifestó Carlos Trujillo, jockey del vencedor.

El nacido en el Haras Alydar es un hijo de Privately Held y Sierra Morena que obtuvo su triunfo 16, ahora defendiendo sus nuevos colores, los del Stud Chompita Roja. Camilo Traverso presentó en buenas condiciones al conducido por Carlos Trujillo.