Pupilo del Stud El Herraje apareció fuerte en los metros finales

IMG_0595

Fue un vendaval. Romeo siguió progresando y demostró que lo suyo es el césped al imponerse de fuerte avance en la versión 2018 del Clásico “Baldomero Aspíllaga” (G3), prueba disputada sobre 2,000 metros en la pista de césped del Hipódromo de Monterrico.

De fuerte atropellada y dejando sin aliento a sus rivales, el nacido en el Haras Gina Santa Rosa probó sus grandes condiciones en el césped, escenario en el que no corría desde septiembre del año pasado. Esta vez vino esperando el derecho y gracias a la buena mano de Renzo Rojas encontró espacios por fuera y simplemente los pasó de largo para anotarse el impacto más importante de sus 35 carreras.

Cabe señalar que Luis Augusto Olivares, de enorme semana, presentó en óptimas condiciones al nieto de Action This Day que superó de forma clara a Tatuto en finales bárbaros. Smart Choice, de correcta performance fue tercera, delante del favorito Nochero Bueno que no ratificó su anterior victoria.

El defensor del Stud El Herraje es un hijo de Minister’s Joy y Bayola fue obtuvo su quinto éxito y el tercero en el césped. Renzo Rojas estuvo impecable en su conducción.